SKIP TO CONTENT

TECNOLOGÍA ELÉCTRICA

Las ventajas de la conducción 100% eléctrica

Los 5 "ceros", conducción y comodidad de conducción

0 ruido

0 cambio de velocidad

0 vibración

0 emisiones de CO2 durante la conducción

0 olor a combustible

¿CÓMO FUNCIONAN LOS VEHÍCULOS 100% ELÉCTRICOS?

PLATAFORMA e-CMP

Nueva plataforma adaptada para el vehículo eléctrico

La nueva plataforma modular CMP (Common Modular Platform) se ha desarrollado para integrar perfectamente los componentes específicos de cada energía sin comprometer las prestaciones.

MOTOR ELÉCTRICO

Compacto y ágil

El motor eléctrico de imán permanente brinda una potencia máxima de 100 kW/110 CV y puede alcanzar un par de 260 Nm.
Ofrece un placer de conducción óptimo: vibraciones reducidas, motor silencioso y cero emisiones.

El motor eléctrico está asistido por otros dos elementos:

  • Un inversor: permite transformar la corriente continua proporcionada por la batería en la corriente alterna utilizada por el motor eléctrico. El inversor se encuentra entre la batería y el motor eléctrico.
  • Un reductor: un coche eléctrico no tiene caja de cambios, sino reductor. Este sirve para adaptar la velocidad de rotación del motor eléctrico al intervalo de velocidad habitual de un coche.

BATERÍA EFICAZ

La batería de alta tensión de tipo Ion-Litio (400 V) es el dispositivo de almacenamiento de energía eléctrica integrado. Esta se encuentra bajo el suelo para preservar el espacio a bordo y el volumen del maletero. La batería tiene una capacidad de 50 kWh y una potencia máxima de 100 kW para generar una autonomía de hasta 362 km WLTPi. La regulación térmica asociada por circulación de líquido y bomba de calor permite una carga ultrarrápida, una autonomía optimizada y una mayor vida útil.

Para tu tranquilidad, la batería tiene una garantía de 8 años o 160 000 km para el 70 % de su capacidad de carga.

PLACER DE CONDUCIR

100 % eléctrico

FRENADO REGENERATIVO

Cuando se activa el modo «Brake», al tirar del mando de la caja de cambios hacia atrás, se activa el freno motor que permite cargar la batería durante las deceleraciones. Cuando se deja de pisar el pedal del acelerador, el motor eléctrico genera electricidad.

3 MODOS DE CONDUCCIÓN

Los tres modos de conducción se adaptan a tus necesidades: sport, normal y eco para que puedas configurar tus preferencias de modo de conducción según las condiciones de uso:

  • Sport: el modo «Sport» da prioridad a las prestaciones y a las sensaciones, con una potencia y un par máximos.
  • Normal: el modo «Normal» es la configuración más apta para el uso diario al garantizar la máxima comodidad.
  • Eco: el modo «Eco» sirve para optimizar la autonomía de la batería.
Para saber más sobre nuestros vehículos eléctricos.